La contaminación 'legal', un riesgo para el bebé

 

Los resultados de un estudio epidemiológico publicado en The Lancet Respiratory Medicine demuestran que la exposición continuada a los contaminantes del aire durante el embarazo aumenta significativamente el riesgo de un menor crecimiento fetal. Esto se ha observado incluso a niveles inferiores a los marcados en las directivas de calidad del aire de la Unión Europea. 

“Una proporción importante de los casos de bajo peso al nacer podría evitarse si la contaminación del aire urbano, partículas especialmente finas, se redujera”, explica Marie Pedersen, autora principal del estudio.

Se ha estimado que por cada aumento de 5 microgramos por metro cúbico en la exposición a las partículas finas durante el embarazo, el riesgo de bajo peso al nacer aumenta un 18 %. Un aumento habitual de estas partículas que se dan en las emisiones de vehículos y los contaminantes atmosféricos industriales. El incremento del riesgo persiste en niveles por debajo del límite de calidad del aire aconsejado por la UE de 25 μg/m³.

La exposición a altos niveles de contaminación atmosférica durante el embarazo se ha relacionado con el bajo peso al nacer (<2.500 g.), con problemas respiratorios en la infancia y con otras enfermedades crónicas.

Jordi Sunyer, implicado en el proyecto, ha declarado que “la amplia exposición de las gestantes de todo el mundo a la contaminación del aire urbano en concentraciones similares o incluso superiores a las evaluadas en nuestro estudio ofrece un mensaje claro a los responsables políticos para mejorar la calidad del aire que compartimos”.

Fuente: www.diariomedico.com

Centro Autorizado por la Comunidad de Madrid

Centro Autorizado por la Comunidad de Madrid. - Aviso Legal